domingo, 21 de junio de 2015

Jorge Moragas : Un aprendiz de Brujo en la Corte de Rajoy


Moragas acompañado de Rajoy y de Fertiberia
Estos días, tras el enésimo intento por parte de Rajoy de auto regenerarse, el dúo formado por Jorge Moragas Sánchez y Pablo Casado Blanco se han  visto catapultados a las portadas de los medios de comunicación. En realidad, nada nuevo si recordamos que antes lo fueron los Floriano, los González Pons, etc. La maquina de quitar y poner formada por las jóvenes promesas Rajoy & Arenas es lo que tiene.

Sobre el ultra liberal Casado os remitimos a su biografía oficiosa que podéis consultar en nuestra web. Hoy nos vamos a centrar en su pareja de hecho, Jorge Moragas, Director de Campaña del Rajoy en su versión Presidente Nacional genovés  y de Director de su Gabinete en calidad de Presidente del Gobierno.

Como es natural no os vamos a hacer perder vuestro precioso tiempo repitiendo su CV oficial que está disponible en lugares variopintos: Wikipedia y Moncloa, sin irse más lejos. Allí os remitimos. Nosotros vamos a revisar sin rodeos su trayectoria y poniendo en común con todos vosotros aspectos menos conocidos o quizá menos favorables para su auto cuidada imagen de chico moderno, políglota, viajado y  ajeno a la cloacas genovesas.

De entrada comencemos por desmitificar lo que en todas sus halografías el propio interesado destaca. A saber : su pertenencia a la carrera diplomática. No falta a la verdad cuando lo dice. Incluso ni siquiera tenemos que pensar como si nos ha sucedido con Cristina Cifuentes que conociera algún miembro del tribunal. No lo sabemos ni tampoco la verdad nos interesa.

Lo que se si es sorprendente de verdad, es que Moragas es el único diplomático de carrera que en sus 20 años desde que su nombre figura en su escalafón, ha trabajado en alguna embajada de España o en algún Organismo Internacional en representación de nuestro país. Ninguno es ninguno. Dicho de otro modo, es como si un piloto de aviones no hubiera pilotado nunca, un taxista no hubiera conducido un taxi, un profesor no hubiera dado clase o un médico no hubiera visto a sus pacientes.

Eso si, el susodicho nunca ha renunciado a cobrar sus trienios, a vestirse con su uniforme de diplomático con medallero incluido y colocar desde Moncloa a todos sus amigotes en embajadas y consulados y a la vez, cesar a todos aquellos que no le son simpáticos ideológicamente. 

Pero en honor a la verdad no sería del todo correcto reconocer que en territorio nacional si ha hecho valer su condición de funcionario. Así por ejemplo, en 1996 fue destinado a Moncloa al servicio de protocolo. Su función se limitó a llevar la cartera de Aznar y poner cara de saberlo todo sin saber nada. En ese puesto estuvo el tiempo necesario para que se fijara en el un tal Javier Zarzalejos, por entonces Secretario General de la Presidencia. Por lo bajini ya se había granjeado la amistad de otro genovés tan trepa como el mismo : Alejandro Agag. Allí estuvo tres largos años aprendiendo el oficio de estar siempre donde se le espera y ser tan pelotilla como manda el protocolo. Ambas condiciones Moragas las cumplió sobradamente.

Pocos meses después, su constancia es recompensada y Aznar tiene a bien nombrarle Secretario de Relaciones Internacionales. En ese preciso momento, Moragas negocia con el PP sin tapujos y sin complejos su sobresueldo o como se le quiera llamar. Su situación administrativa y retributiva como funcionario no da para más. Como es natural, sus sugerencias son atendidas y desde entonces hasta que es nombrado para su puesto actual, ha percibido cuantiosas cantidades en A de la contabilidad genovesa. Aquí podéis consultar su evolución.

A partir de aquí, todo son facilidades para que su proyección dentro de los clanes genoveses sea ascendente. En el 2004 pasa a ser diputado por Barcelona y de paso logra que Rajoy tras su aparatosa segunda derrota electoral, allá por el 2008, le nombre coordinador de Presidencia y de relaciones internacionales del Partido Popular. Como es obvio se le ubica también en su Comité Ejecutivo Nacional. Su presencia desde entonces en un perímetro no superior a un metro de su Jefe es una constante. Es imposible encontrar una fotografía de Rajoy sin que Moragas no aparezca a su lado, detrás, delante, encima o debajo. Lo mismo se suben conjuntamente como dos hombres anuncios de Fertiberia en el coche del Director de la Vuelta España que le resta protagonismo en una fotografía con el Presidente Obama.

El caso es que en su afán de apuntarse a un bombardeo, en el año 2011 rompe con una tradición que se mantenía desde 1982. Y es que los jefes de gabinete del Presidente de Gobierno dimitían de su condición de diputado tras su nombramiento en el BOE. Moragas lejos de hacerlo, no oculta, más bien alardea que continua siendo diputado aunque hay constancia cierta que no ejerce como tal, aunque si cobra por ello, “la indemnización por el ejercicio de la función”. Es decir,  25.534,04 € anuales libres de impuesto. Ni una sola iniciática en más de tres años y medio es su balance en la actual legislatura como diputado por Barcelona. Aquí su ficha en blanco y sin estrenar.

Pero Moragas, el tiempo que no dedica al Congreso lo reinvierte en ocurrencias y decisiones caprichosas que acaban pagando los contribuyentes. Aunque desde que es Director de Gabinete de Rajoy son múltiples las que ha hecho, vamos a destacar una de ellas que no es otra que para colocar a su amigo del alma, Alfonso Senillosa Ramoneda no se le ocurrió nada mejor que crear para el un Departamento de Seguridad Nacional, hasta ese momento inexistente, y poner al frente a su colega de pasa ratos y entretenimientos varios.

Lo mismo le ha sucedido cuando se ha metido en camisas de once varas y se ha puesto a ejercer de Rasputín para intentar sacar partido de las relaciones personales entre una ex novia de un hijo de Jordi Pujol. Sus intercambios de sms con la susodicha parecen más de personaje sacado de un episodio de Mortadelo y Filemón que de un funcionario público que cobra de los PGE. Los textos transcritos podéis consultarlos en este enlace.

Vamos acabando ya. Nuestro Rasputín casero está casado con Paloma Tey Salvador y es padre de dos niñas. Declara vivir en Barcelona aunque la realidad escolar no siempre lo confirma. Sea como fuere es cuñado de Miriam Tey, en su momento polémica Directora del Instituto de la Mujer durante los últimos gobiernos de Aznar. Sobre su nombramiento nadie discute que su sombra estuvo siempre presente en sintonía con otra gran amiga del clan, la inefable ex Consejera de Educación de la CAM, Lucía Figar.


Hasta aquí hemos llegado por hoy. En próximas ediciones os seguiremos informando y actualizando, según mercado, las noticias y ocurrencias de este genovés omnipresente. Así sea.

No hay comentarios: